¿Saber que alguien puede seguir entre nosotros gracias a mí? ¡Cómo no!…

Testimonio de donante de médula ósea

AntonioDiaz

…Cuando estaba terminando el proceso, entró una señora que había recibido el trasplante creo que el día antes, no os imagináis como me miró aquella señora, no hablamos, pero no hizo falta; su forma de mirarme y sus ojos lo hicieron todo. En su mirada se veía agradecimiento, cariño e ilusión hacia mí porque me tenía delante y por ende hacia su alma gemela de médula, esa persona anónima que había tenido el mismo gesto desinteresado hacia ella que en esos momentos estaba teniendo yo hacia otra persona.

Nos fuimos a casa con la satisfacción de haber ayudado en lo posible a alguien anónimo, y siendo ya consciente de la importancia de lo que había hecho, y de lo afortunado que era por haberlo podido hacer.

Espero y deseo de todo corazón que quien haya recibido «ese poquito de mí» esté mejor y haya salido de su enfermedad.

Fuente: http://www.fcarreras.org/es/antonio-d%C3%ADaz_347033

LogoRotaryWheel_tr
 Rotary Club Rosario Plaza de la Bandera (Rosario, Santa Fe, Argentina)

Dejanos un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s